¿Tú ves la paja en el ojo de tu hermano?

¿Tú ves la paja en el ojo de tu hermano?

Estoy en Argentina, disfrutando y trabajando desde el país que me vio nacer. Este Tour por Latinoamérica definitivamente fue emocionante y de un gran trabajo interior, y te doy las gracias por acompañarme.

Este fin de semana presento aquí en Buenos Aires mis Seminarios de Ho'oponopono y Zero Frequency®. El sábado estamos a sala llena y ya no hay cupo, sin embargo aún quedan lugares para el domingo. No dejes de contactarte con Laura Kapiluk al email eventos@mabelkatz.com para más información. Recuerda que estar en cero implica estar en propósito, vivir nuestra pasión, ser feliz y estar en paz. Será transformador. ¿Estás listo? ¡Te esperamos!

Aprovecho para avisarte que desde mañana podrás dejar tus preguntas para la Teleclase de este mes. En esta oportunidad, hablaremos de juzgar.

Sabemos que el sol brilla para todos, él no decide quién merece su luz y quién no. El amor verdadero es incondicional y hasta que nosotros mismos alcancemos la perfección, ¿quiénes somos para juzgar a otros?

¿No es evidente que, si la gente se diera cuenta de todo ello - de que es literalmente cierto - esto influiría en su conducta en la forma más profunda? ¿No haría más, en la práctica, tal comprensión para hacer disminuir los crímenes y elevar el nivel moral de toda la comunidad, que todas las leyes elaboradas por los parlamentos, o todos los castigos impuestos por jueces y magistrados? La gente tiende a pensar, especialmente cuando la tentación es muy fuerte, que probablemente podrán escaparse de la ley del país, escaparse del alguacil, o deslizarse de las manos de las autoridades de cualquier otra manera.

Esperan que los individuos les perdonen, que no puedan vengarse, o que todo se olvide con el tiempo; o mejor aún, que nunca se descubra la falta. Sin embargo, si comprendiesen que la ley de la retribución es una Ley Cósmica, tan impersonal e inmutable como la ley de la gravedad, que no considera personas ni respeta instituciones, una ley sin rencor y sin piedad, reflexionarían más antes de tratar injustamente a sus prójimos.

La ley de la gravedad nunca duerme, nunca está desprevenida, nunca se cansa, no es compasiva ni vengativa; y nadie podría imaginar que pudiese evadirla, engatusarla, sobornarla o intimidarla. La gente la acepta como inevitable e ineludible, y se comportan de acuerdo a ello. La ley de la retribución es tan inmutable como la ley de la gravedad. Te espero en la Teleclase de este mes con las respuestas a todas tus preguntas.

No quiero olvidarme de contarte que ya está confirmado mi próximo Seminario de Ho'oponono en Guadalajara. ¡Sí, el 17 de Agosto vuelvo a mi México lindo y querido!

Aprovecha, esta es tú oportunidad. No esperes más para cambiar tú vida.

Con amor,


¡Atrae más paz y felicidad a tu vida!

En la teleclase de este mes puedes participar desde cualquier lugar del mundo. Una vez grabada la clase puedes escucharla tantas veces como quieras. Además, por un mes, recibirás los beneficios y ayuda las 24 horas de nuestra comunidad del Programa de Apoyo.

¡Haz click aquí para unirte y mandarme tu pregunta!


Publicado: 25-06-2019
 

Leave a Comment or Review

Use the form below to leave your reply...

Untitled Document
Seo wordpress plugin by www.seowizard.org.
Designed by Regina Smola